lunes, 19 de octubre de 2009

Fue sin querer

Fue sin querer...
Es caprichoso el azar.
No te busquéni me viniste a buscar.
Tú estabas donde no tenías que estar;
y yo pasé,
pasé sin querer pasar.
Y me viste y te vi
entre la gente
que iba y venía con prisa
en la tarde que anunciaba chaparrón.
Tanto tiempo esperándote...
Tanto tiempo esperándote...
Fue sin querer...
Es caprichoso el azar.
No te busqué
ni me viniste a buscar.
Yo estaba donde no tenía que estar
y pasaste tú,
como sin querer pasar.
Pero prendió el azar
semáforos carmín,
detuvo el autobús
y el aguacero hasta que me miraste tú.
Tanto tiempo esperándote...
Tanto tiempo esperándote...
Fue sin querer...
Es caprichoso el azar.
No te busqué,
ni me viniste a buscar.
.
Preciosa canción cantada por Serrat y Noa, que nos enseña como en cada momento de nuestra vida puede surgir algo que nos marque para siempre, como puede ser el AMOR, algo que no se espera, algo que no se debe buscar porque él te busca a ti.

2 comentarios:

Sanz dijo...

Que lo diga yo, asi me acaba de pasar.

El amor llega despues de tanto buscarnos.

Saludos

Calíope Rugiente dijo...

Me muero con Serrat.
Se te nota algo triste pero el sol saldrá y te deslumbrará.