sábado, 27 de junio de 2009

Recordaré


Cuando la luna llegue recordaré tus besos.
Esos que sólo nosotros conocemos y que nadie nunca podrá imaginar. Esos que me regalabas con cada palabra y con cada segundo que corría.

Cuando el sol aparezca recordaré tu voz.
Esa que nadie podrá igualar y que la tengo grabada en mi memoria reproduciéndose constantemente como un casete sin stop.

Cuando el frío venga recordaré tus abrazos.
Esos que me arropaban y me hacían sentir calor, un calor humano, especial y lleno de ternura y de amor.

Cuando la lluvia baje recordaré tu risa.
Esa que me hacía sentir pajarillos en mi cabeza como si fueran ruiseñores, esa que tanto y tanto echo de menos y que a veces oigo en mis sueños.

Cuando la noche llame recordaré tu pelo.
Ese que caía sobre tu frente y se deslizaba suave entre mis dedos, ese que olía a ti, a tu perfume, a ti mismo.

Y siempre, siempre recordaré tus ojos.
Esos que un día me hechizaron para siempre, esos que me miraban de una forma especial, esos que eran sólo míos y de nadie más, esos que ya no veo, esos que ahora sueño, esos que espero que algún día me vuelvan a mirar.

1 comentario:

un-angel dijo...

Tu entrada de hoy me deja particularmente hecho polvo, he estado unos días fuera viviendo cosas que hacía tiempo no vivía, y estoy lleno de recuerdos.
Y de nostalgia, claro.
Un abrazo.